Comparativa de todos los ratones trackball en el mercado

En este artículo os intentaré contar mi experiencia con los ratones trackball y la gran alegría que he obtenido al eliminar los grandes dolores que tenía en mano, muñeca y brazo por el famoso síndrome del túnel carpiano usando este tipo de ratones trackball. Espero que mi comparativa de todos los ratones trackball en el mercado que he probado os resulte de interés.

Hará cosa de dos años, empecé a sentir unos dolores en la mano, muñeca y, en menor medida, en la parte del brazo próxima a la muñeca. Eran unos dolores importantes que, aunque al principio eran soportables, en pocos meses tuve que dejar de usar casi por completo el ordenador.

No entendía que me pasaba y, en un principio, pensé que la razón era por el cambio de un ratón normal que se me había roto y lo había sustituido por uno nuevo. El nuevo ratón era bastante más pequeño que el que usaba anteriormente y pensé que podía ser ese el motivo. Aunque me costó un poco encontrar el mismo modelo de ratón que usaba (ya que lo habían dejado de fabricar), pude comprar uno y, cual fue mi sorpresa que el dolor persistía. Tenía los mismos problemas que con el ratón nuevo…

Como ya estaba bastante preocupado, acudí al médico y me diagnosticó síndrome del túnel carpiano y me dijo el doctor que según lo que le contaba (que pasaba muchas horas con el ordenador,…), probablemente se debía al uso con el ratón del ordenador. Me dijo que descansara unos días del ordenador (sobretodo del ratón) y veríamos si se trataba de eso, ya que sino, tal eran mis dolores que me tendrían que operar.

Creo que no he dicho anteriormente mis dolores… Bien, me ponía a usar el ordenador y me dolía muchísimo la muñeca. La palma de la mano y, sobretodo los dedos (los cinco), me daban una especie de rampas (aunque más que rampas era un agarrotamiento muy, pero que muy molesto). Una especia de hormigueo doloroso en los dedos. Al cabo de un rato con el ordenador, ya no podía apenas mover la mano y, el antebrazo, lo tenía bastante dolorido, por lo que tenía que dejar de trabajar o disfrutar con el ordenador. El problema llegó hasta tal punto que apenas podía trabajar.

Dicho y hecho, dejé de usar el ratón de bola del ordenador como me recomendó el médico y, efectivamente, al dejar de hacer los movimientos repetitivos típicos al desplazar el ratón, el dolor desapareció en un par de días completamente.

Acto seguido, empecé a investigar que tipos de ratones podían servirme para evitar esos movimientos continuos del brazo y muñeca con un ratón normal y la verdad es que no encontré muchos ratones.

Habían principalmente dos modelos de ratones que podían servirme: los trackball de bola grande y los trackball de bola pequeña.

Si no sabes muy bien lo que es un ratón trackball (también conocidos como “seguibola”), te lo explico en un momento. Son unos ratos que en lugar de moverlos como un ratón convencional, mueves una bola con los dedos. La bola está en la parte superior del ratón y existen dos tipos de ratones trackball, los que tienen una bola grande y la mueves con varios dedos y los que tienen una bola pequeñita en un lateral y la mueves con el pulgar.

Sólo encontré unas pocas marcas que hicieran ratones para ayudar a superar los dolores típicos del síndrome del túnel carpiano: Kensington, Microsoft y Logitech principalmente. Básicamente, he comprado todos los ratones trackball de estas marcas (y alguno más) y puedo opinar con justicia que, en la mayoría de ocasiones, compres un ratón de la marca Kensigton. Son muy superiores a los trackball de Microsoft y Logitech. En cualquier caso, voy a describir las principales características de cada ratón trackball que he probado para que puedas elegir correctamente cual satisface mejor tus necesidades:

1) Kensington Expert Mouse: Este es el mejor ratón trackball existente en la actualidad. Lleva bastantes años en el mercado y todo el mundo lo considera el número uno en cuanto a ratones trackball se refiere. Es cómodo, grande, con una rueda para internet (u otras aplicaciones) que funciona a las mil maravillas. Y lo mejor de todo es que el software que controla es, incluso, mejor que el ratón, ya que podrás configurar a tu antojo cada botón,  el desplazamiento,… Funciona tanto para PC como para Mac, y yo que tengo ambos sistemas, funciona perfecto en ambos. Con este ratón he conseguido eliminar el problema de los ratones de Apple, por el cual, aunque son muy bonitos en su diseño, son fatales para la salud de tu mano y muñeca. Desde hace años, el sustituto tanto de mi Mighty Mouse como del Magic mouse ha sido el Kensington Expert Mouse (e incluso queda a juego con su color junto al iMac).

Sinceramente, si tienes problemas con tu ratón convencional y quieres hacerle un favor a tu salud, compra este ratón. Quizás puede parecer un poco caro, pero más o menos es el mismo precio.

Si quieres saber donde comprar al mejor precio el ratón trackball Kensington Expert Mouse, pulsa aquí.

kensington_expert_mouse

 2) Kensington Expert Mouse Pro: Este ratón es una versión muy parecida al anterior Kensington del que hemos hablado, pero más antigua. Las diferencias básicas es que la rueda para internet es distinta y tiene 6 botones programables extra que no los tiene la versión no “Pro”. En cualquier caso, este ratón sólo es compatible con versión de Windows XP o inferior y, en Mac, hasta Snow Leopard. Por ello, si tienes un ordenador moderno, o piendas renovar tu ordenador próximamente, no compres el Kensington Expert Mouse Pro, sino que deberías comprar el Kensington Expert Mouse.

En cualquier caso, este ratón suele ser algo más económico que el Kensington Expert Mouse, por lo que si tenemos claro que vamos a seguir una temporada con nuestro ordenador con Windows XP, sería una buena idea su compra.

Si te interesa adquirir al mejor precio un ratón trackball Kensington Expert Mouse Pro, pulsa aquí.

kensington_expert_mouse_pro3) Ratones Trackball de la marca Sanwa: Estos ratones cuesta un poco dar con ellos. Son japoneses y, la verdad, es que me han sorprendido gratamente. Son, dentro de lo que cabe, bastante económicos. El problema de ellos es que, aunque no los considero malos ratones, se nota que la empresa no tiene mucha experiencia y tiene errores de diseño bastante problemáticos. Además, su software no está a la altura del de Kensginton. En cualquier caso, de los ratones Trackball de Sanwa, recomiendo los de pulgar, ya que el ratón de bola grande y cuadrado es algo incómodo de usar. Y si partimos de que un ratón trackball debe ser fácil y cómodo de usar, si no cumple esas premisas, no es buena idea su compra.

Si quieres saber más de los ratones trackball Sanwa, pulsa aquí:

raton_trackball_sanwa

 4) Kensington Orbit Trackball (con rueda de scroll): Este ratón trackball es una muy buena opción, sobretodo porque reune casi todo lo bueno del Kensington Expert Mouse pero a mitad de precio. Quizás la bola, para mi gusto, sea un poco pequeña y le falte algún botón más (sólo tiene dos y la rueda), pero para su precio, es una de las mejores opciones. Aunque no lo considero el mejor ratón trackball, si que lo considero un buen primer ratón para introducirse en el mundo de los trackball.

Para saber más sobre este producto o encontrarlo al mejor precio, pulsa aquí:

kensington_orbit_trackball_con_scroll

5) Kensington Orbit Optical trackball (sin rueda de scroll): Este ratón, aunque es de la marca Kensington, no lo recomiendo. Aunque a simple vista pueda parece similar al Kensington Orbit con scroll, el hecho de no llevarlo supone una gran limitación para todo. ¿Quién no usa varias veces a lo largo del día la rueda para desplazarse por una página web larga? ¿Quién no usa la rueda para desplazarse por un PDF o por un archivo de texto en Office? Esos pequeños detalles harán que tu experiencia con este ratón trackball se vea considerablemente reducida, por lo que es mejor adquirir un modelo superior a este ratón trackball.

En cualquier caso, si te interesa saber más sobre este ratón, pulsa aquí.

kensington_orbit_sin_scroll

6) Kensington Orbit Wireless: Aunque no es un mal ratón, nunca recomiendo comprar un ratón trackball sin cables. Es, a parte de pagar más por el hecho de ser wireless, un desperdicio de dinero gastas dinero en baterías o pilas. Un ratón trackball no se mueve, por lo que no molesta el cable y, como es bien sabido, un ratón con cable, a parte de ser más rápido, nunca te dejará tirado en el momento más inoportuno. Sólo recomendaría la compra de este ratón trackball en caso de viajar mucho y tener que usar el ratón en los sitios más insospechados, por lo que es la una justificación a comprar un ratón trackball sin cables.

Si te interesa saber más sobre este ratón, pulsa aquí.

kensington_orbit_wireless_trackball

7) Kensington Slimblade trackball: Quizás, el ratón trackball con un diseño más bonito e innovador fabricado jamás. Es un ratón que recomiendo para casi todas las personas, ya que es muy cómodo, una bola grande y precisa, unos botones correctos y un gran software de control programable. Uno de los pequeños puntos negativos es que al mover el scroll, puedes rozar la bola y el cursor se moverá ligeramente, pero esto puede pasar en todos los scrolls de este tipo. En cualquier caso, no veo ningún caso en que esto pueda afectar negativamente. Recomiendo antes que el Slimblade al Expert Mouse de Kensington, basicamente por que el Slimblade es un poco más caro que el Expert Mouse y el Expert Mouse da una sensación al usarlo de más robustez. Da la sensación de que algo tan bonito sea delicado, aunque en realidad es un producto fabricado con una gran calidad y esto no es más que una sensación irreal que transmite.

Si te interesa saber más sobre el Kensington Slimblade, pulsa aquí:

kensington_slimblade

8) Logitech Trackman Wheel Optical: Aunque es un ratón trackball algo antiguo, ha obtenido tan buenos resultados que Logitech ha sacado una nueva versión. Es un ratón bastante famoso, aunque al ser de pulgar, es algo más complicado habituarse. Además, es bastante más cómodo usar un trackball de bola grande manejado con los dedos índice, corazón y anular que una bola controlada con el pulgar. No obstante, aunque a mi me costó bastante habituarme, mi ratón trackball ideal no es uno controlado con el pulgar. Además, mi muñeca, antebrazo y dedos se sienten más relajados con un ratón de bola grande que no sea de pulgar.

En cualquier caso, tanta gente que habla bien de este ratón no puede estar equivocada, por lo que si sientes predilección por un ratón trackball de pulgar este ratón (como su hermano Logitech M570) pueden ser una buena elección.

Si tienes interés en conocer más sobre este ratón, pulsa aquí.

Logitech_TrackMan_Wheel_Optical

9) Logitech M570 Wireless Trackball: Como he dicho anteriormente, el M570 de Logitech es la versión actualizada del Trackman Wheel. Aunque sea de pulgar y wireless he de reconocer que, aunque no sea un especial fan de Logitech, este ratón trackball es una maravilla. No os voy a engañar… No lo uso para trabajar ni para navegar. Sólo lo uso esos días que me pongo a usar el ordenador en la cama. Es el ratón ideal para usarlo en el sofá, en la cama,… en cualquier sitio funciona a la perfección. Quizás, si sólo tuviera este ratón, también lo usaría para otras cosas, pero no es el caso y prefiero otros con los que trabajar.

En cualquier caso, es un excelente ratón trackball. Es más,  me atrevería a decir que es el mejor ratón trackball de pulgar que existe en la actualidad. Y lo mejor de todo es que no es especialmente caro para tan buen resultado.

Si te interesa saber más sobre el ratón trackbal Logitech M570, pulsa aquí.

logitech_m570

10) Logitech Cordless Optical Trackman: Este ratón es, digamos, un poco complicado. Aunque no es de pulgar, tampoco tiene una bola grande, por lo que es un poco menos precisa. Por la posición de la bola, se suele manejar casi siempre con el índice y el corazón (a mi me suele gustar más los de bola grande que los puedes manejar con tres dedos perfectamente). En cualquier caso, la cosa que más destaca de este ratón es la cantidad de botones programables que contiene. Y todos ellos, se puede acceder sin hacer gestos raros con la mano, por lo que  en ese aspecto es muy adecuado para usuarios que utilicen programas con muchos atajos de teclado. El ratón en si, está bien fabricado y se siente fuerte y robusto, pero para un usuario normal, no creo que sea buena idea. Creo que se queda a medias en todo y, quizás, para un usuario normal, no le saque partido a todos esos botones.

Si te interesa saber más sobre este ratón trackball de Logitech, pulsa aquí.

Logitech_Cordless_Optical_TrackMan

11) Logitech Trackman Marble: Este ratón, sólo le falta tener rueda de scroll para ser el ratón trackball perfecto para iniciarse. No obstante, el hecho de no tener rueda de scroll hace que no lo recomiende. Sí, ya sé que mucha gente recomienda este ratón trackball, pero será porque no ha usado otros más completos. Sinceramente, aunque la bola sea de tamaño medio, y hasta sea relativamente cómodo, es un ratón trackball bastante limitado. Quizás, por su relación calidad-precio es bastante recomendable, pero seguro que piensas que tú te mereces algo mejor, algo con lo que puedas obtener mejores resultados.

Si te interesa saber más del ratón Marble de Logitech, pulsa aquí.

logitech_trackman_marble

12) Adesso iMouse Trackall: Es un ratón bastante limitado. En ningún caso recomiendo su compra. No es que sea malo, pero por el mismo precio, tienes muchas opciones mejores. En cualquier caso, agradezco que compañías no habituales creen productos de este tipo, ya que sé que no es difícil introducirse en este mercado. No obstante, ya que se lanzan y hacen un producto nuevo, podrían recopilar lo mejor de cada ratón existente y crear algo bueno.  En este caso, han querido innovar y su diseño, aunque no en extremo, es algo incómodo. Sobretodo por la posición de manejor de los botones.

Si tienes interés en saber más sobre este ratón, pulsa aquí.

adesso_imouse_trackball

13) Microsoft Trackball Explorer: Es una pena que microsoft se esté alejando de su fabricación de ratones trackball, porque la verdad es que su modelo Explorer es una excelente opción. Hoy en día, cuesta encontrar este modelo y, los que se encuentran, son de precio elevado, pero si ya has usado este ratón, sabrás que merece la pena. Si eres nuevo en los ratones trackball, debido su alto precio, es preferible decantarse por otras opciones, como el Expert Mouse de Kensington.

Su fabricación tiene muy buenos acabados, es robusto, con bola en el medio y una buena cantidad de botones.

Si te interesa obtener un Microsoft Trackball Explorer, pulsa aquí.

microsoft_trackball_explorer

14) Microsoft Trackball Optical: Este ratón es otro ejemplo de las cosas buenas que consigue hacer Microsoft y como, sin ningún sentido, deja de fabricarlo, dejando a miles de personas con un mal sabor de boca. Al igual que el anterior ratón de Microsoft, este ratón es todo un mito en lo que a tracball se refiere. Hoy en día, ha quedado un poco atrasado con respecto a otros trackball, pero marcó un antes y un después en muchas personas que lo usaron. Todavía se puede conseguir alguno por internet, aunque su precio es bastante elevado.

Aunque no recomiende este ratón por su elevado precio y por sus prestaciones, no me queda otra opción que alabar todo lo que ha sido en el mundo de la informática.

Si te interesa, puedes intentar conseguir un ratón de este modelo pulsando aquí.

microsoft_trackballl_optical

 

– Cosas que debes saber de los ratones trackballs:

a) Durabilidad ratones trackball: Los ratones trackball suelen durar mucho más que un ratón convencional. Supongo que el hecho de no estar todo el rato moviéndolo de un lado para otro afecta a su mayor durabilidad. Se pueden romper como cualquier cosa en la vida, pero en mi caso, todavía ningún ratón de los mios ha sufrido avería alguna.

– Ratón trackball para juegos: Se suele escuchar que con los ratones trackball no se puede jugar a juegos, que son demasiado lentos,… Según mi experiencia (me gusta bastante jugar con el ordenador), en la mayoría de juegos se puede jugar a la perfección con un ratón trackball. Yo juego al League of Legends con mi ratón trackball Kensington Expert Mouse.

En cualquier caso, en juego de acción en primera persona, si que es verdad que pueden ser un poco más lento. No obstante, no es impedimento para sacar mi rator de gamer Razer y estar con ese ratón un rato. Por cierto, si no conoces los ratones de gamer Razer, te los recomiendo. Puedes obtener más información sobre ellos pulsando aquí.

– Ratón trackball wireless: Como he dicho anteriormente, no veo sentido comprar un ratón trackball sin cables. A mismo precio (o menor), te recomiendo comprar un ratón con cable. Te durará más y gastarás menos.

– No se atasca, ni se enreda: El cable del trackball, al no moverlo nunca, no tendrás problemas que se te enrede, que se atasque con algo que tengas en el escritorio, o que se te corte o pellizque con alguna esquina.

– Zurdos: Si eres zurdo, evita comprar ratones trackball de pulgar, ya que no te adaptarás. Además… ¿para que sufrir con un ratón de pulgar para diestros (en caso de ser zurdo) si puedes coger, por ejemplo, un Kensington Expert Mouse, totalmente configurable y que te servirá a la perfección siendo zurdo? Si eres zurdo, no tienes excusa para no lanzarte a la trackballmanía.